RECETAS: MINI TARTALETAS VEGANAS

Por / 0 Comentarios / 09/04/2016

d521b3285331148964fc0a459a826ae3_L

Hola zanahorianos, espero que hayan estado muy bien, el otro día en la mañana me di cuenta que estaba muy acostumbrado a comer pan al desayuno, con mermelada, mantequilla vegetal, etc, y la verdad no soy muy bueno para la fruta, como para comer un plato al desayuno (algo que debería hacer… pero bueno). Pero navegando por Internet encontré una receta genial y muy rápida, y bastante sabrosa por lo de menos. Se trata de unas mini tartaletas de fruta (aunque parecen bolsitas), y yo con lo lenteja que soy para cocinar tan solo demoré media hora, desde el punto que comencé a preparar la masa, hasta comérmelos. Los ingredientes son super comunes y en caso de no tener alguno los mas probable es que lo puedas encontrar en el negocio familiar de la esquina, donde te dan el vuelto con dulces… un clásico.

Bueno sin mas preámbulos vamos a la receta.

Ingredientes (alcanza para 15 a 20 tartaletas)

1/2 taza de aceite.
1 taza de agua caliente.
2 tazaz de harina común.
2 tazas de harina sin polvos de hornear.
1/4 taza de almidón de maíz.
2 cucharaditas de polvos de hornear.
4 cucharadas de canela en polvo.
4 cucharadas de azúcar.
frutillas. (o cualquier fruta a elección)

Obviamente esta receta no lleva mantequilla, tampoco huevos y menos leche, así que para mi fue bastante innovador hacer una masa con estos ingredientes.

Partimos agregando a una fuente el aceite junto con el agua caliente y batimos unos segundos, agregamos la primera taza de harina, seguimos mezclando y luego la segunda taza de harina. Lo que vamos a conseguir no es una típica masa compacta para tarta, sino que una pasta pegajosa y húmeda.

Estará lista cuando no quede harina pegada en la fuente pero aún pegajosa al tacto.

Ahora, sobre una superficie limpia y seca para amasar, espolvorea bastante harina para evitar que la masa no se pegue en el mesón.

Con movimientos suaves y envolventes trabaja la masa unos segundos hasta que notes que se vuelve más seca y suave al tacto, agrega harina al mesón si es necesario y con un uslero estírala hasta que quede de 1 cm. de espesor. Espolvorea los polvos de hornear y con los dedos distribuirlos por toda la superficie de la masa, como si estuviéramos pintando con tiza. Ahora espolvorea un poco del almidón de maíz (o como se conoce en el barrio “maizena”), y dobla la masa a la mitad, espolvorea más almidón y vuelve a doblar,repite nuevamente y vuelve a estirar con un uslero hasta que logres 1/2 cm de espesor. Por favor no digan “¡Ah no, que difícil!”, porque no lo es. ¡Por algo es una receta para principiantes! Lo importante que el uslero esté seco y enharinado para que no se pegue.

Ahora con una taza, corta círculos sobre la masa y deja los discos con un poco de harina para que no se peguen entre si. Vuelve a amasar los sobrantes y repite hasta que ocupes toda la masa.

Ahora es tiempo de prender el horno a temperatura baja (120°) para pre calentarlo. Corta en trozos pequeños las frutillas, no es necesario que queden en de una forma regular. Toma uno de los discos sobre tu mano y coloca una pequeña cantidad de frutillas picadas en el centro al mismo tiempo que ahuecas tu mano para que los bordes se levanten, con la ayuda de tus dedos comienza a apretar las orillas y llevar hacia el centro, formando unas paredes alrededor del relleno de frutilla, haz lo mismo con todos los discos y déjalos sobre una fuente o bandeja para horno.

Cuando ya tengas todas tus tartas rellenas, listas para meter al horno, con los dedos agrega unas pizcas de canela molida al interior de cada una y luego haz lo mismo con el azúcar. Vuelve a apretar los bordes con los dedos hacia el centro, tratando de casi cerrar el relleno, puedes agregar un poco más de azúcar para que se caramelice la superficie en el horno.

Lleva la bandeja al horno medio (180°) por 15 a 20 minutos y listo, eso es todo. Deja que se enfríen un poco y disfrútalos.

Estas tartaletas no son muy dulces, debido a que su masa es neutra, a mi me encantaron así tal cual por que prefiero disfrutar el sabor de la fruta, pero si eres mas tiráo’ al dulce simplemente agrega mas azúcar o encima úntale un poco de mermelada y quedan flor. La verdad con un café en la mañana son geniales.

Bueno chicos este fue mi post de esta semana, espero que les haya gustado, muchas gracias por darse el tiempito de leer y que tengan una excelente vida, nos vemos!

Escrito por Chili

Tatuador vegano, vegetariano hace 10 meses y vegano desde el 2016. Amante de conocer nuevas culturas y gente nueva, creyente y amante de todo ser vivo, encantado de compartir todo sin pedir nada a cambio.

Web: https://www.instagram.com/chilistattoo/